page title img

Job 24

Job 24

Print Friendly

Job 24

Ministerios Mega Zoé

Estudios del Viejo Testamento

Libro: Job

Lección 24: Job 24

1. (1) “¿Por qué no están ordenados de modo que el hombre los vea ahora?”

a. El deseo de Job era que Dios ha de ver a todos, que es así.

b. El hombre malo que con aparente impunidad (falta de castigo) comete lo peor.

c. Que Dios no tenga plazos (tiempo señalado), días destinados a la administración de la justicia.

d. De ahí que los malvados pasen toda la vida sin ser enjuiciados y castigados.

e. Mientras que los temerosos de Dios pasan toda la vida sin presenciar las visitaciones de Dios para injusticia.

2. (2) Los malos que oprimen y abusan de su autoridad: “(4) traspasan los linderos (marca de los límites) que señalan los límites de los campos, bajo pretexto de que están mal puestos”.

a. Roban los ganados bajo pretexto de que están abandonados.

3. (3) Roban el ganado de los huérfanos.

a. Hallan excusa para despojar al huérfano.

b. El buey de la viuda con que labra la poca hacienda que le queda (buey= transporte de carga, trabajo agrícola; asno= transporte de carga y campo, gris, burro).

4. (4) Hacen huir a los mendigos bajo el pretexto de que perturban el orden público.

a. Literalmente, empujan a los pobres fuera del camino al encontrarlos.

b. Se esconden de la injusticia de sus opresores, que los despojaron de todo lo que tenían y los expulsaron a lugares poco frecuentados.

5. (5) “Somos monteses”.

a. A eso salen los ladrones beduinos, con el salvajismo desenfrenado del asno del desierto.

b. El pillaje es su obra ilegal.

c. El desierto, que no rinde alimento a otros, lo da a los salteadores (asaltantes) y a sus hijos por el robo de las caravanas.

d. Madrugando, en el oriente se emprende el viaje tempranito, antes de que empiece el calor.

6. (6) Como asnos monteses (5 beduinos) cosechan su variedad de granos (de las caravanas).

a. Estos ladrones hallan su alimento al aire libre, el desierto; del justo, el que trabaja.

b. Los impíos recogen, vendimian (recolección o cosecha) del pillaje, no de la industria honrada, entonces los malos tienen viñas, los piadosos pobres.

7. (7) La triste condición en que se hallan todos estos necesitados: trabajan de recio (fuerte) y carecen de vestidos y cobijo (protegerse del peligro).

8. (8) Se mojan, no tienen abrigo, se abrazan de las peñas (roca).

a. Se refugian debajo de ellas.

9. (9) Quitan a los huérfanos del pecho de la madre viuda.

a. El rapto de niños que se venden como esclavos.

b. Aquí Job pasa de los males cometidos en el desierto, a los hechos entre las habitaciones de los hombres.

c. Prenda, la túnica del pobre deudor.

10. (10) Aquí el robo más refinado en la vida civilizada, bajo el nombre (prenda) vestido.

a. Habiendo despojado a los pobres los obligaban además a trabajar en la siega (cosecha) y ni los dejaban saciar su hambre con algo del mismo grano que llevaban al montón.

11. (11) Exprimen.

a. Los mismos pobres: “dentro de las paredes de ellos”, es decir, no solo en los campos abiertos, sino también dentro de las viñas y los olivares.

b. Y con todo eso no se les permite aplacar su “sed” con las uvas.

12. (12) Los mortales.

a. Los moribundos

b. No solamente en el campo, sino también en la ciudad hay oprimidos que sufren, que claman en vano por socorro.

c. No hace caso de las súplicas de ellos, lo peor de lo que están viviendo.

13. (13) Job está mirando lo que tal vez nosotros miramos. La gente vive a sus anchas y no pasa nada (13-17).

a. La otra clase de malvados lo constituyen los asesinos, ladrones y adúlteros.

b. Estos quedan sin castigo porque no son hallados al quedar cubiertos por las tinieblas. Son rebeldes a la luz y están acostumbrados a la oscuridad.

c. En los demás versículos hasta el doce los pecados eran cometidos abiertamente.

d. Ahora los hechos en la “oscuridad”.

e. Los impíos que se rebelan.

14. (14) A la luz, madrugando, mientras está aún oscuro.

a. Cuando emprende su marcha y el pobre sale a su trabajo, entonces es cuando el robador sangriento acecha.

b. Los ladrones hurtan de noche, mientras la gente duerme, los robadores matan en la madrugada.

c. El mismo hombre que hurta de noche, al amanecer no sólo roba, sino que también mata para escapar de la identificación.

15. (15) Esconde su rostro.

a. Esconde, se pone un velo.

b. El recto vive de día en sus ocupaciones.

c. Para poder mirar y desear y que no haya nadie que le vea en su concupiscencia, su maldad de adúltero, pero Dios juzgará tal acción.

16. (16) Los ladrones minan.

a. Hacen agujeros cavando.

b. Aquellas que señalaron.

c. Se encerraron en sus casas.

d. Para sus propios fines, para evitar la detención, su descubrimiento.

e. No conocen la luz, son esclavos de su maldad.

17. (17) Se esquivan de la luz de la “mañana”, de la oscuridad más negra (la sombra de muerte).

a. Si son conocidos, identificados.

b. Bien conocen ellos los terrores de la sombra de esta oscuridad.

c. La mañana, la luz, la que para ellos es tan terrible como la oscuridad.

18. (18-20) Su caminar es ligero, como corren las aguas.

a. En la Tierra tienen maldición.

b. Sus pies no están por el camino de las viñas.

c. No tienen fruto, alimento, seguridad, productividad, viven en el ocio de la maldad y lo que celebran es sus lujurias.

d. Su porción, lo que corresponde en la vida es gran maldición, no han hecho pureza para ser bendecidos.

e. El infierno es su muerte.

f. No tienen una eternidad de donde salieron “los pecadores”.

g. Morirán y sus únicos acompañantes serán los gusanos.

h. Nadie hablará del malo.

i. Serán “quebrantados” de manera violenta, destruidos, despedazados.

19. (21) A la mujer estéril “afligieron”.

a. Los impíos elegirán a estas mujeres que le bastaba el dolor y humillación que ellas vivían allá en el Oriente y con todos estos males las afligían.

b. A las viudas jamás socorren, no ayudan.

20. (22) El impío se levanta (del lecho de enfermo) aún cuando hubiese abandonado la esperanza.

a. Cuando ya no creía en la vida.

21. (23) El (Dios) le da al impío para que esté seguro.

a. Sus ojos están todo el tiempo sobre los inicuos caminos de ellos (del impío).

22. (24) Que mueren pecadores en posiciones exaltadas.

a. No de muerte larga y angustiosa que creíamos propias, sino de muerte repentina y fácil.

23. (25) Job está tan seguro de lo que dice, que reta a cualquiera a que le desmienta.

a. Job llegó a tomar todas las palabras de sus “amigos” que le llenaron de duda, inseguridad, y hablar y hablar y le llegó su problema.

b. Y nadie puede desmentirle si sigue Job; es falsa e injustamente censurado por sus “amigos”.

24. Los “amigos” de Job lo llevaron a hablar lo que nunca hubiese hablado sino los hubiese escuchado y ahora Job le toca aclarar a Dios en su tiempo, todo lo dicho.

Attachments

Share it: